EL TASADOR: Definición

EL TASADOR: Definición

Una buena definición de tasador es una persona con buena reputación, encargado de preparado supervisar un informe de valoración, con buena reputación que puede demostrar:

  1. Estar en posesión del título o cualificación para desempeñar el informe.
  2. Suficiente conocimiento de la materia a tratar en el informe.
  3. Cumple todos los requisitos legales, reglamentarios y éticos para realizar el cometido.
  4. Tiene la cobertura de un seguro de responsabilidad profesional adecuado.

 

Un tasador (en inglés: appraiser, del latín appretiare, «valorar», mientras que en español actual la valoración económica de algo suele ser denominada tasa) es quien determina el valor de una  propiedad mueble o inmueble. En Inglaterra el negocio del tasador generalmente es acompañado por el del subastador, también la palabra tiene un significado similar, significa  “valuador.”

En los Estados Unidos, el uso común se refiere a la tasación de muebles e inmuebles, también este término es utilizado para describir a la persona nombrada por un juez o autoridad judicial para realizar la valuación  de una propiedad, p. ej. los elementos de un inventario de los bienes tangibles (IRS ley) de una persona difunta o sobre una tierra tomada para propósitos públicos por dominio eminente (Estado). Los tasadores de bienes importados y los consejos de tasadores generales poseen amplias funciones en administración de leyes aduaneras de los Estados Unidos. A veces, en los lugares donde no existen tasadores residentes, se nombran temporalmente Tasadores Comerciales basados en  las leyes de ingresos para hacer valuaciones, evitando mantener oficinas de tasadores.

Tasador de Bienes

La naturaleza del trabajo (Departamento de la Oficina de Trabajo de Estadísticas Laborales de EE.UU.) de los tasadores y valuadores de bienes raíces es estimar el valor de inmuebles para una variedad de propósitos, como valuar para el impuesto de la propiedad, determinar el precio de venta, o determinar el valor de una hipoteca que podría ser concedido a una propiedad. Los tasadores pueden ser llamados a tasar el valor de cualquier tipo de bienes inmuebles, que van desde las tierras agrícolas a un importante centro comercial, a pesar de que generalmente se especializan en valuar solo un determinado tipo de bienes inmuebles como edificios residenciales o propiedades comerciales. Los valuadores realizan la valuación de todas las propiedades en una  localidad a fin de determinar los impuestos a la propiedad, mientras que los tasadores valúan las propiedades de una  a la vez con diversos fines, tales como determinar que precio de venta de una casa podría ser bueno, resolver una herencia o ayudar en un acuerdo de divorcio.

 

Las valuaciones de todo tipos de inmuebles  son realizadas utilizando métodos similares, independientemente de quien emplea al tasador o valuador. Estos trabajan en localidades donde están familiarizados, por lo tanto conocen los problemas del medio ambiente u otro tipo de problemas que puedan afectar el valor de los inmuebles a tasar. Ellos notan las características únicas de las propiedad y del área circundante, tales como el estilo arquitectónico concreto de un edificio o la localización de una carretera importante cercana. También tienen en cuenta aspectos adicionales de una propiedad  como el estado de los cimientos, el estado de los techos o cualquier renovación que pueden haber sido hechas. Además, pueden tomar fotografías del interior de un edificio con el objetivo de documentar el estado de una habitación o característica particular, como así también de los exteriores del edificio. Después de visitar la propiedad, el tasador o valuador determinará un  valor razonable del inmueble, teniendo en cuenta cosas tales como la venta de casas similares , los registros de arrendamiento , la ubicación, las valuaciones anteriores y los ingresos potenciales. Luego, arman un informe detallado de todas sus investigaciones y observaciones, indicando no sólo el valor de la parcela , sino también el razonamiento y la metodología que utilizaron para llegar a la estimación.

 

Los tasadores tienen clientes independientes y se enfocan en la valuación de una propiedad a la vez. Principalmente trabajan en una relación  cliente a cliente y realizan valuaciones por varias razones. Los tasadores de inmuebles generalmente se especializan por el tipo de propiedades que tasan, como propiedades residenciales, campos de golf, o centros comerciales. En general, los tasadores comerciales tienen la capacidad de valorar cualquier inmueble pero generalmente solo valoran propiedades utilizadas para fines comerciales, como tiendas u hoteles. Los tasadores residenciales se enfocan en la valuación de casas u otras residencias y solamente tasan aquellas casas que tienen entre 1 a 4 familias. Otros tasadores tiene una práctica general y valúan cualquier tipo de Inmuebles.

 

Los valuadores preferentemente trabajan para los gobernantes locales y son los responsables de la valuación de propiedades para una fórmula de impuestos que puede ser usada para evaluar impuestos de propiedad. A diferencia de los tasadores, los valuadores valúan barrios enteros utilizando técnicas de valuación  masiva para valorar todas las casas en un barrio en una sola vez. A pesar de que ellos normalmente no se enfocan en una sola propiedad pueden hacer la valuación particular si el dueño de propiedad desafía la estimación realizada. También pueden utilizar computadoras para realizar una valuación automatizada utilizando un programa con un modelo de valuación para su jurisdicción. En la mayoría de las jurisdicciones la comunidad se revalúa anualmente o cada pocos años. Dependiendo del tamaño de la jurisdicción y la cantidad de personal en la oficina de valuaciones, una empresa de tasación, usualmente convoca a una empresa de revaluación, ésta puede hacer el trabajo de valuar las propiedades en la jurisdicción. Luego estos resultados son oficialmente certificados por el valuador.

 

Cuándo se evalúan las propiedades, los evaluadores emiten avisos de las valuaciones y los impuestos que cada propietario debe pagar. Los valuadores deben estar al corriente de los procedimientos de valuación de impuestos y deben ser capaces de defender sus valuaciones, ya sea ante el propietario directamente o en una audiencia pública , esta defensa debe ser hecha cuidadosamente, ya que los evaluadores también son responsables de hacer frente a los contribuyentes que quieran impugnar los impuestos a su propiedad. Ellos también mantienen una base de datos de cada parcela en su jurisdicción identificando el dueño de propiedad, la valuación fiscal emitida y el tamaño de la propiedad, así también como mapas de propiedades de la jurisdicción con el detalle de su la distribución en la jurisdicción.

 

Los tasadores y valuadores escriben un informe detallado de cada valuación que realizan. La escritura de estos informes son más fáciles y rápidos desde que se utilizan computadoras portátiles, ya que los informes pueden ser escritos y accedidos en el sitio de la valuación. Otra tecnología que ha impactado positivamente en este negocio han sido los mapas electrónicos, hechos por las oficinas de valuación, de una dada jurisdicción y la distribución de sus propiedades  respectivas. Los tasadores y valuadores utilizan estos mapas para obtener una perspectiva más precisa de la propiedad y los edificios que la rodean. También son usadas generalmente cámaras digitales para documentar el aspecto físico de un edificio o la tierra en el tiempo que se realizó la evaluación, además las fotografías son utilizadas para la documentación del informe.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s